Forêt de Saou, Rhône-Alpes

Hace poco más de un mes os anunciaba nuestra visita a una extensa región francesa poco conocida por los españoles, Rhône-Alpes (o Ródano-Alpes). En este artículo os mostraré alguna información de utilidad y los preparativos del viaje. Próximamente os daré los detalles de los lugares que visitamos en el departamento de la Drôme, ese trocito de Ródano-Alpes que fue para ser más preciso, el lugar que visitamos.

Información de utilidad

Ródano-Alpes se sitúa al este de Francia, en los límites con Italia y Suiza. Está formado por ocho departamentos: Ain, Alta Saboya, Ardèche, Drôme, Isère, Loira, Ródano y Saboya. Cada uno de los departamentos se divide en distritos. Drôme se divide en cinco distritos: Drôme des Collines, Royans Vercors, Valence-Sur-Rhone, Vallée de la Drôme Diois y Drôme Provençale.


Dada la situación geográfica de Andalucía, cuando viajamos a Europa para unos días nos vemos obligados a subir a un avión (así rentabilizamos el tiempo). Esto conlleva de manera implícita asumir otros gastos, como por ejemplo tener que alquilar un coche.

BÚSQUEDA DE VUELOS

Como siempre, comenzamos los preparativos buscando vuelo en varios buscadores como liligo o Skyscanner hasta Lyon y Marsella, puertas de entrada a Ródano-Alpes. La mejor opción que encontramos fue volar de Sevilla a Marsella con Ryanair.

BÚSQUEDA DE ALOJAMIENTO

El siguiente paso fue buscar alojamiento en un camping a orillas del río Drôme (decidimos alojarnos en un único lugar y desde allí desplazarnos a conocer las zonas de mayor interés). Un bungalow en un camping es una opción económica y divertida para los niños. Desgraciadamente nuestras preferencias se disolvieron pues los holandeses tienen cierta debilidad por el turismo rural en Ródano-Alpes y reservan los campings con muchos meses de antelación. Finalmente compartimos alojamiento con unos amigos (recordad que en la presentación del viaje os comenté que íbamos de boda a Francia) junto a la ciudad de Crest. Nos alojamos en una de las enormes casas de Domaine de Vicenti (domainedevincenti@gmail.com). La calidad del alojamiento, sus cuidados jardines, las zonas de juego infantil y la exquisita atención de su propietario, me obligan a recomendártelo, muy especialmente si viajas con niños.

Domaine de Vicenti

BÚSQUEDA DE VEHÍCULO

El tercer y último paso fue buscar coche y recogerlo en el aeropuerto de Marsella. Pensamos que el coche es la mejor opción para moverte por la región francesa. Accedimos a rentalcars (uno de los buscadores más conocidos) y también directamente a las webs de las principales empresas de alquiler. En rentalcars encontramos un turismo en Budget para 7 días por 175 € + 40 € por cada silla para los niños. Total 255 €. Nuestra sorpresa fue al recoger el coche en Budget Marsella. Nos comentaron allí que la reserva que hicimos con rentalcars incluía una franquicia de 22.000 €, una cifra que jamás vimos por ningún lado en la web. Para reducirla a 1.300 € (un precio razonable) me obligaron a pagar un total de 454 €. Tras unos minutos de tensión acepté por aquello de tener que darme prisa para recoger las llaves de nuestro alojamiento y por supuesto para no montar un numerito con nuestros hijos allí presentes. Con todo esto os quiero decir que tengáis cuidado al hacer la reserva con rentalcars.com pues puede ocasionaros algún quebradero de cabeza al recoger el coche al igual que nos pasó a nosotros. He reclamado directamente a Budget y Rentalcars en varias ocasiones, pero no ha habido nada que hacer. Dan el asunto por finalizado. Ni me han contestado en posteriores reclamaciones.

Mirmande, catalogado como uno de los pueblos más bonitos de Francia

Y como siempre nos decís que todo nos sale perfecto en la planificación de nuestros viajes, para que veáis que no es así, además del imprevisto con el coche tuvimos otro más. Fuimos víctima de un retraso importante en el vuelo de ida. Jamás habíamos sufrido retraso alguno en ningún vuelo de Ryanair, pero en nuestros tres últimos vuelos siempre lo ha habido. Dado que teníamos el tiempo justo para coger el coche en el aeropuerto de Marsella, y que teníamos una hora máxima para recoger las llaves de nuestro alojamiento cerca de Crest, nos pusimos algo nerviosos.

Cada vez que un vuelo se ha retrasado ha rondado por mi cabeza apelar, acudir a abogados y todo ese lío de papeles que nos resulta complicado y que nunca se hace. Recientemente he descubierto que existen empresas que gestionan todo el proceso de reclamación, como los de flightright. Se llevan un 25% aproximadamente del total de la indemnización, pero siempre y cuando seas indemnizado, es decir, no tendrás que pagarles si no cobras nada de la compañía aérea. Aunque el dinero recuperado no conseguirá nunca olvidar las consecuencias del retraso, al menos, podrás invertirlo en próximos billetes de avión y con suerte podrán salirte gratis si son baratos.

Aunque estos imprevistos crearon algunos momentos de tensión, siempre recordaré nuestro viaje a Francia con mucho cariño. Acudir con nuestros hijos a la boda de un gran amigo en el valle del Drôme vistiéndonos al estilo años 20 vintage fue una de las experiencias más divertidas de nuestra vida.