Antonio Ruiz en Hallstatt

Hallstatt es bonita a reventar. El hecho de emplazarse a orillas del lago Hallstättersee y estar abrazada por montañas alpinas propias de paisajes idílicos le supone ser de esos lugares que roban el aliento cuando te detienes a contemplarlos. Esta circunstancia, unida a su pasado ligado a una mina de sal le facilitó en 1997 formar parte de la lista Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. En este artículo te indico qué ver y hacer el Hallstatt, el pueblo más bonito del mundo.

Hallstatt se localiza a poco más de una hora de Salzburgo, Austria. Pertenece a la región de Dachstein Salzkammergut. Está considerada como el pueblo más bonito del mundo a orillas de un lago. Lo sea o no, del mundo o simplemente de Austria, lo cierto es que la mires por donde la mires es hermosa a más no poder.

Hallstatt, el pueblo más bonito a orillas de un lago

Si te animas a visitar Hallstatt debes saber que aquí la circulación está prohibida (salvo a residentes), por lo que antes de entrar a conocer el pueblo debes estacionar tu vehículo a las afueras. Te indico dónde hacerlo.

Dónde aparcar para ver y visitar Hallstatt

La mejor opción es aparcar en alguno de los tres parkings habilitados a la salida del pueblo (P1, P2 y P3). Al haber una única carretera es fácil encontrarlos. Nuestro hotel nos recomendó estacionar en el P1 (a 15 minutos andando al centro) ya que es el único que te permite subir al shuttle (bus) para llegar gratuitamemnte a tu hotel. Para subir al Shuttle tienes dos opciones: 1) avisar al hotel para que vayan a recogerte o 2) pulsar el botón Hotel-Shuttle Info-Point localizado junto a las máquinas de pago. Precios y toda la información al completo en la web oficial (inglés).

Mapa de aparcamiento

Dónde dormir en Hallstatt

Al tratarse de un pueblo pequeño la oferta hotelera no es excesivamente amplia, por lo que recomiendo que busques tu alojamiento con tiempo suficiente. Nosotros nos alojamos en Gasthof Simony, localizado en la mismísima Markplatz. La habitación reservada ofrecía vistas panorámicas al lago de Hallstatt y a las montañas de los alrededores. Contaba con un estilo rústico y disponía de suelo y muebles de madera. Tanto este espacio como el baño estaban realmente limpios y todo el espacio era acogedor. Del restaurante hicimos uso solo en el desayuno. Si deseas reservarlo mira este enlace.

Hotel en el que nos quedamos

Si deseas mirar otros alojamientos puedes considerar estas dos opciones: 1) Air B&B en la que por ser lector del blog obtendrás 25 € de descuento si es tu primera reserva y 2) otro hotel o apartamento en Hallstatt o Salzburgo.

Qué ver y hacer en Hallstatt

Pasear por Hallstatt

Una de las principales cosas que ver y hacer en Hallstatt es pasear por la ciudad. La explosión de belleza de Hallstatt no es un invento de revistas de viajes. Hallstatt es real, hermosa, de esas ciudades que crean hipnosis, muy pequeña y por tanto fácil de conocerla recorriendo sus pocas calles. Sus casas de madera, de techos picudos y balcones que exponen sobredosis de decoración enamoran nada más adentrarte en el lugar.

Justo antes de poner pie en la única calle que atraviesa todo Hallstatt se localiza un espacio abierto donde es obligado detenerse unos minutos (aquí se localiza también la parada de bus). Desde allí se obtienen unas deslumbrantes vistas panorámicas de Hallstatt y del lago. Es sin duda de los mejores sitios para poner a prueba tu habilidad fotográfica.

Lago idílico en Austria

Una vez te adentras en el pueblo llaman la atención las casas de madera frente al lago. Toda la decoración del lugar es exquisita y cuidadas al detalle. Cada lugar o rincón que descubres parece más bonito que el anterior. Ante tanto halo de belleza es inevitable mirar a todos lados y dar mil suspiros de admiración.

calles de la ciudad

Caminando por su arteria principal se llega a la plaza del pueblo, la Markplatz, el centro neurálgico y corazón de Hallstatt. En ella destaca una fuente de piedra en su zona central y la iglesia luterana que data de 1861 y que se localiza en una de sus esquinas. Nosotros, al llegar durante el periodo del adviento, disfrutamos con la decoración navideña de su mercadillo de navidad que aquí mismo se instala.

Plaza del pueblo
Iglesia en Hallstatt

Antes de llegar a la Markplatz se localiza el Museo de Hallstatt donde se exponen objetos relacionados con explotación de sus famosas minas de sal que se remontan a la Edad del Bronce. No pudimos acceder a su interior por falta de tiempo. Su visita dicen ser muy recomendable.

A orillas del lago se localizan varios embarcaderos. Visitarlos es de las mejores cosas que ver y hacer en Hallstatt. Desde estas estructuras que abren paso al Hallstätter See las vistas de las montañas son sencillamente espectaculares, propias de un cuento de hadas.

El ambarcadero

Ir al mirador de Hallstatt. Desde dónde hacer la mejor foto

Continuando nuestro paseo por Hallstat (por su única calle o arteria principal) nos dirigimos hacia Gosaümuhlstrasee para buscar el lugar con mejores vistas del pueblo.

Acceso al mirador

Cuando descubres el lugar se te corta la respiración…

Vistas del pueblo desde el mirador

Unos metros antes de llegar a Gosaümuhlstrasee se localiza otro mirador (subiendo las escaleras hasta un parking) desde donde también se obtienen unas maravillosas vistas tanto del pueblo como del lago. Allí mismo se localiza también una cascada. Sin duda es de las mejores cosas que ver y hacer en Hallstatt.

Hallstatt desde otro mirador

Visitar las Minas de Sal en Hallstatt – Funicular. Un imprescindible que ver y hacer en Hallstatt

De la mina de sal de Hallstatt se dice ser la más antigua del mundo. Algunos datos manifiestan que su explotación comenzó hace 7000 años siendo desde entonces y hasta hace poco el motor económico de la comarca.

Para visitar las minas de sal hay que subir al funicular localizado a las afueras del pueblo (junto al P2). El precio de la visita a la mina es de 30 € (funicular incl.) No obstante, si no deseas entrar a la mina y solo quieres pasear por la montaña subiendo previamente al funicular o ver las vistas del lago desde el skyview el precio es de 16 € i/v.

Entrada al funicular
Funicular de Hallstatt

Una vez el teleférico te deja arriba nace un estrecho sendero que conduce al edificio desde el que se accede a la mina de sal, pero antes se encuentra un mirador (llamado Skyview) con unas vistas espectaculares del lago y de varios pueblos y casas localizadas en su orilla, entre ellos Hallstatt y Obertraum. Sin duda sería la antesala de nuestro siguiente destino, el lago St. Wolfgang y los mercados de navidad del lago St. Wolfgang.

Mina de sal en Hallstatt
Vistas del lago en Hallstatt
Puente de las minas de sal

Siguiendo nuestro camino a la mina de sal (total unos 10 minutos de estrecho camino asfaltado) se localiza una pequeña edificación con los restos óseos del minero más antiguo encontrado (1000 a.c. Se le conoce como hombre de la sal), así como una pequeña iglesia y un centro arqueológico.

El recorrido finaliza en el edificio desde el que comienza la visita guiada a la mina de sal. Justo en la recepción se facilitan los monos típicos con los que hay que acceder al interior de la misma. Antes de acceder a la mina en sí se pasa por una sala que muestra fotos y paneles informativos de la mina.

La visita a las minas de sal

Dado que durante el recorrido se baja y sube por varias escaleras (pueden estar resbaladizas), esta excursión no es recomendable para personas muy mayores, niños pequeños o personas con problemas de movilidad.

Interior de las Minas de sal

Los primeros 5 minutos se hacen caminando a buen ritmo por el interior de un tunel. Una vez bien adentrados en la mina existen varias salas de interpretación que explican entre otras cuestiones, el origen geológico de la mina, así como todo lo relacionado con la antropología.

Hallstatt. Mina de sal

Me llamó mucho la atención la historia del descubrimiento de una escalera de madera de ocho metros de largo de 1100 a.c. considerada la más vieja de Europa y empleada para acceder a la mina, así como una cuerda de grosor de un puño. Ambos instrumentos estaban intactos y conservados por la sal.

 Escalera de madera em la Mina de sal

La parte más divertida de la visita a la mina de sal llega con los toboganes que se utilizan para bajar a plantas inferiores sin la necesidad de bajar las incómodas escaleras. Es sin duda la gran atracción del recorrido.

Hallstatt. Mina de sal

La visita guiada roza su fin en una gran sala en la que se encuentra un lago rodeado por paredes rocosas con sal incrustada. Finalmente un tren cremallera nos lleva al exterior de la mina a través de un largo túnel que parece no tener fin. Sin duda, una experiencia difícil de olvidar y muy recomendable. Así que no te vayas de la ciudad sin visitar una de las mejores cosas que ver y hacer en Hallstatt, la mina de sal.

Más información sobre la Mina de Sal, con horarios y precios actualizados en este enlace de la web oficial.

¿Es recomendable visitar Hallstatt?

Visitar Hallstatt ha sido un sueño hecho realidad. Es un rincón del mundo ideal para hacer un viaje romántico con tu pareja o para la diversión con toda la familia. Su lago, las montañas nevadas, el pueblo en sí y las muchas posibilidades de ocio disponibles me hacen recomendarte el lugar para una pequeña escapada tanto ahora en invierno como en el periodo estival. Como he comentado anteriormente, Hallstatt fue catalogado en 1997 ¡EL PUEBLO MÁS BONITO DEL MUNDO A ORILLAS DE UN LAGO!… y por algo será.

Antonio Ruiz en Austria
Antonio Ruiz Naturaleza y Viajes

¿Te ayudo a organizar este viaje de la forma más barata?

Los mejores hoteles al mejor precio aquí.

La mejor oferta de vuelos aquí.

Alquila un coche al mejor precio aquí.

Traslados al aeropuerto aquí.

Las mejores excursiones y tours aquí.

Contrata tu seguro de viajes con un 5% descuento aquí.

Si la información de este artículo te ha sido de utilidad puedes ayudarme a mantener el blog haciendo una reserva desde algunos de estos enlaces. Si lo haces ganaré una pequeña comisión y tú en ningún caso pagarás más.